Cada vez, más estadounidenses se identifican como LGBTQ. ¿Cómo afecta esto a la atención de salud?

Cada vez, más estadounidenses se identifican como LGBTQ. ¿Cómo afecta esto a la atención de salud?

En una encuesta de febrero de 2021, Gallup descubrió que los estadounidenses se están identificando como LGBTQ como nunca antes. Con estimadamente un 5,6 % de adultos estadounidenses que se identifican como LGBTQ, los proveedores tienen la responsabilidad de expandir su capacitación para brindar atención apropiada para esta población, dice Jacqueline Akert, enfermera especializada en salud reproductiva.

“Como proveedores, esto significa que podemos brindar una atención más honesta”, explica Akert, quien se especializa en salud reproductiva, defensa de los derechos LGBTQ y atención transgender en Aurora Health Center en Waukesha, Wisconsin. “Ha habido muchas ocasiones en las que las personas no revelan si se identifica como LGBTQ. Debido a que más personas se están identificando así, esto nos permite asegurarnos de brindar una atención más precisa”.

Akert ha visto este aumento a medida que la sociedad se volvió más tolerable con el tiempo. Sin embargo, esto no siempre es así. Las personas LGBTQ que no se sienten aceptadas pueden sufrir síndrome de estrés postraumático, depresión o abuso. Esto conlleva la responsabilidad de que los proveedores se capaciten y no hagan suposiciones.

“Con las personas transgender, debemos considerar otros aspectos de la salud al darles hormonas, por ejemplo, cómo pueden afectar al colesterol y la densidad ósea”, dice Akert.

Hay una delgada línea entre ser curioso y respetuoso. Los proveedores también deben tener cuidado de no hacer suposiciones falsas sobre el estilo de vida de alguien, dice Akert. A menos que la información sea necesaria para su atención, puede ser inapropiado hacer preguntas sobre la vida sexual de un paciente o sobre cómo se identifica o por qué lo hace.

“Hay que hacer preguntas de manera apropiada y escuchar las necesidades de la persona”, dice Akert. “Estar atento a sus elecciones de pronombres y hormonas. Es importante tener en cuenta la forma en que el paciente se identifica”.

Usar los pronombres preferidos de un paciente es clave. Anotar los pronombres preferidos de un paciente en su historia clínica ayuda a crear un entorno más inclusivo. También muestra respeto por el paciente, ya que sus pronombres pueden ser diferentes a los de su nombre legal. En la experiencia de Akert, muchos jóvenes se identifican como no binarios y usan pronombres como “elle” y adjetivos terminados en “e”.

El valor de la comprensión nunca se puede sobrestimar, dice Akert. Todos los proveedores tienen la responsabilidad de ayudar a que la atención de salud sea un lugar más inclusivo. El consejo de Akert: “Utilizar los pronombres adecuados con los que las personas deseen ser identificadas y tratar a la comunidad LGBTQ y a todos con amabilidad”.

Related Posts

Comments

About the Author

Hannah Koerner
Hannah Koerner

“Hannah Koerner is a Public Affairs Specialist with Advocate Aurora Health. She received her Bachelor of Arts in Communication from the University of Wisconsin – Green Bay. In her free time, she enjoys biking, snowshoeing, and cheering on Wisconsin sports teams.”